Partes del aparato reproductor femenino

Las mujeres son más allá de todo un sistema romántico, bastante fascinantes. El sistema que tienen para dar a luz es un mecanismo sencillamente perfecto y en el que cada uno de sus órganos funciona de manera tal que permite un proceso complejo pero eficaz.

Es necesario conocer un poco más las partes del aparato reproductor femenino para saber cómo actúan y cuáles son sus papeles en el ámbito de la reproducción.

Partes del aparato reproductor femenino

Partes del aparato reproductor femenino externo

Los órganos que componen este aparato se dividen en dos ramas, los que se encuentran en la zona exterior y los que se encuentran en el interior.

Al hablar de los exteriores podemos mencionar el monte de Venus, los labios mayores, los labios menores, el clítoris y las glándulas de Bartolino. Cada uno tiene una función para proteger los órganos internos y también para proporcionar cierto placer durante el acto sexual.

Aparato reproductor femenino externo

El monte de Venus se encuentra por encima y después de la pubertad se llena de vello. Los labios mayores se encuentran en la zona exterior, mientras que los labios menores se encuentran dentro de los anteriores. Al momento del acto sexual estos se vuelven sensibles ante los estímulos recibidos y segregan líquidos que lubrican la zona para la entrada del pene.

Las glándulas de Bartolino cumplen esa misma función y el clítoris es el aparato más sensible de la mujer y mediante su estimulación se puede alcanzar el orgasmo.

Partes del aparato reproductor femenino interno

Al hablar de los órganos interiores del aparato reproductor femenino podemos mencionar la vagina, el útero, las trompas de Falopio y los ovarios. Con ellas se termina el proceso de procreación y llevan a cabo la tarea de resguardar al feto hasta el momento del nacimiento.

La vagina es el lugar donde se ubica pene al momento de la relación y crea un camino a seguir para los espermatozoides del hombre.  El útero es donde crece el feto al momento de ser fertilizado el óvulo.

Las trompas de Falopio almacenan los óvulos y es en ellas donde se fertilizan los mismos. Y los ovarios se encargan de la reproducción de óvulos y de hormonas femeninas y masculinas.

Partes del aparato reproductor femenino

Sistema perfecto

Como decíamos anteriormente, el sistema con toda su complejidad es bastante perfecto en cuanto a diseño. El cuidado que se le tiene que dar a cada uno de los órganos es bastante importante para conservar la salud y para preservar una vida fértil.


Deja un comentario